De cómo se pueden ver las cosas con dos puntos de vista, II


Los inicios, la confusión y el descubrimiento (segundo punto de vista).
No es tan escandalosa como la anterior, pero por si acaso y para mantener el estilo dejo advertencia otra vez.

Existen hechos que me hacen pensar que desde que nací era medio raro, para hablar en términos despectivos venezolanos. Hasta donde llega mi memoria, y continua la de mi mamá, nunca manifesté un comportamiento 100% heterosexual, esto es, por ejemplo, nunca me gusto practicar ningún tipo de actividad masculina como jugar fútbol (De hecho el único deporte que llegue a practicar fue el volleyball). Yo, siendo el quinto hijo varón de mi mama, estaba sentenciado a ser observado por ella con ojo crítico.

Desde primer grado me llevaba maravillosamente con las niñas, uno que otro niño era mi amigo. Recuerdo además, que cuando estaba en tercero, tenía dos mejores amigos, uno se llamaba Juan Fernando (nombre real) y el otro se llamaba… No lo recuerdo, pero lo diremos Josué. Lo poco que recuerdo de Juan Fernando se resume a dos cosas: Se convertiría en un niño extremadamente lindo y exquisito. Tenía el cabello castaño claro, ojos verdes inolvidables (de moco, diría mi hermanito menor), piel de porcelana y rasgos inequívocamente delicados. Mi otro amigo por el contrario poseía rasgos toscos, cabello negro azabache, y según recuerdo caminaba desgarbado y sin vida. Entre los tres formábamos un tipo de amistad que luego viviría nuevamente, de forma mas madura en 8vo grado. Para entendernos mejor, era como el grupo de Regina en Mean Girls, solo que nuestra popularidad no sobrepasaba el salón (pues lo niños de primaria son equis en los colegios), había alguien que mandaba, dos que seguían, y el que daba las ordenes era yo… Claro que Juan Fernando tenía su desquite con Josué, cuya único propósito en la vida parecía ser hacer las cosas que cualquier persona le mandaba sin chistar. Todo lo que recuerdo de Juan Fernando y de Josué, me hace llegar a una temeraria (si se quiere) conclusión: Ambos eran irremediablemente gays al igual que yo… Por eso éramos amigos. Nosotros no encuadrábamos en esos grupos de niños fanáticos de las pelotas… Nosotros no andábamos maquinando planes para molestar a las niñas (que como todos sabemos los niños lo hacen para llamar la atención cuando una de ellas les gusta), no nos gustaba eso de ensuciarnos mucho el uniforme… no, no. Lo que si nos daba nota era andar con las chicas, chismosear acerca del resto de los niños del salón, inventar enfermedades extrañas para salvarnos de la clase de educación física (sin éxito, a los niños de esa edad nadie les cree) y sobretodo ver a las niñas jugando un juego cuyo nombre desconozco, pero que se hace con una bandita elástica entre las piernas.

Uno de los momentos mas vergonzosos de mi recién comenzada vida, se dio cuando Juan Fernando me comento, no se que cosa acerca de Josué… Recuerdo que me moleste mucho y lo llame para conversar en la parte trasera del salón, que daba justo a la zona donde los niños deben esperar a sus padres al término del día de clases. Según lo veo, le dije de todo, mientras el pobre Josué se limitaba a musitar y bajar la cabeza, pero entonces me percate que algo sucedía, me volví y resulto que mientras yo hacía las veces de papa regañón, los chicos grandes del colegio me observaban en silencio, para luego una vez que me di cuenta de su presencia, reírse estrepitosamente.

Así éramos nosotros tres, Juan Fernando al parecer le divertía formar parte de un grupo, pues sus formas delicadas no eran del agrado de todos los del salón. Josué era un pusilánime que se dedicaba a recibir ordenes, y yo era el Rey el que mandaba ¿Alguien dijo activo, pasivo y versátil?

El tiempo pasó, fui trasladado de colegio, vivimos con mi tía y luego en casa propia nuevamente… Pasaron años y algunas cosas, pero luego vino un cambio: 7mo grado. Por aquellos días yo no me atrevía a decirme a mi mismo que era gay. Antes de empezar el liceo, estaba terriblemente preocupado, pues la parte activa de mi personalidad le había dado paso a una peor: La parte débil de carácter que se deja vilipendiar por cualquiera. Desconocía el liceo y sus personas, por lo que no estaba seguro si podría (como siempre desde 4to grado) conseguir a alguien que hiciera las veces de mi guardaespaldas… Pero lo encontré: Sería inscrito en el mismo colegio donde mi hermano mayor estaba. Me alegre un poco, aunque aún conservaba malos recuerdos de estudiar con él, como el día que dijo:
—Mamá en colegio Sandum esta jugando de nuevo con la niñas.
O cuando le contó:
—Mamá en el colegio Sandum anda diciendo que le duele la barriga para no hacer deporte.
O peor:
—Mamá Sandum gasta el dinero de la merienda en chucherías.
Sin embargo estudiar con mi hermano en el mismo colegio significaba que nadie sería capaz de tocarme un cabello. Ya no me gustaba jugar con las niñas, ni nada de eso, había aprendido por ensayo y error que algunas cosas debían ser disimuladas. Aunque no entendía bien por que.

Unos días antes de empezar el liceo, estando en casa de una tía, recuerdo que alguna de ellas comento:
— ¡Ay Dios! estos muchachitos ya van a empezar el Liceo —refiriéndose a mi y una prima contemporánea conmigo—, Sandum seguro empezara a tener gusto por las mujeres y tendrá noviecitas y todo eso…

Esas líneas se quedaron grabadas en mi mente… En mi inocencia pensaba: “Así que va a haber un día en el que empezare a tener gusto por las mujeres, o sea, que lo que me pasa es una fase”… Y así me quede mucho tiempo, esperando ese maravilloso amanecer en que dejaría de pensar que el agresivo Jean Pierre (se llamaba así) que estudiaba en el liceo seguramente llamaba la atención de las niñas, o que el mejor amigo de mi hermano indudablemente tenía una novia en cada esquina, o que el Xavier que estudiaba conmigo era demasiado tierno… Por que así me engañaba, no me atrevía a decirme “Jean Pierre es sexy”, no, me decía “Jean Pierre debe gustarle a muchas niñas”… Mientras esperaba ese glorioso despertar hetero empecé a cuajar en el bachillerato a mi manera. Todo el colegio me conocía pues mi consanguíneo, era, con muchos puntos de diferencia, el más popular del colegio… Todos los alumnos tenían que ver con él, y entonces por descontado, todo el mundo tenía que ver conmigo… Aunque sea para preguntarme por él.

Un día mi mama se quejo. Recibió una notificación del colegio en el cual explicaba que la matricula aumentaría, pero en compensación todos pasaríamos a recibir educación física en club exclusivo cercano al colegio, donde además de la clase regular de deporte, haríamos algunas actividades recreativas y practicaríamos natación. La noticia no me alegro en absoluto, sobre todo por no tener ni la más remota idea acerca del despliegue de esas “actividades recreativas” (sospechaba que seguro emplearían balones y juegos rudos) y me aterraba el hecho de ser visto en traje de baño (el cual sería de uso obligatorio) por la gente del colegio… El día llego… Yo quien ya llevaba mi traje de baño encima, solo me quite el uniforme de la escuela, lo mas alejado posible de los chicos y cuando volví la mirada hacia arriba… Trague en seco… A unos metros de mi, estaban, completamente desnudos, la mayoría de los chicos a los que yo calificaba como “del gusto para muchas niñas”… Especialmente Jean Pierre cuyo sexo al aire, quitaba el hipo, y me hizo sentir avergonzado (en esa época tenía 11 años y apenas había empezado a desarrollarme). Ni que decir del hecho de que algunos empezaron a compararse con otros… Aún no me canso de gracias a Dios por no sufrir de la tensión o del corazón.

Ya en la casa me sentía demasiado confundido… Estaba claro en que ese día maravilloso en el cual despertaría y empezaría a pensar en mujeres nunca llegaría. Llore mientras tomaba una ducha, así como las protagonistas de las novelas cuando son violadas, y luego frente al espejo me dije: “Me gustan los hombres”. Ese ejercicio me ayudo a quitarme un peso de encima, pero haberlo admitido, no significaba ni por asomo, que me aceptaba de esa manera, para eso todavía faltaba mucho…
------------------------------------------------------------------------------------------------
Así que lectores, ahí les deje dos puntos de vista, sobre un tema… ¿El gay nace o se hace?

26 comments

Akira | 25 de mayo de 2008, 19:55

Como te dije en el post anterior, según mi hermana, quien es psicologa (clinica) especializada en psicologia social, tocando el tema para ver que información podia obtener sobre la homosexualidad me dio a entender que parte de la corriente psicologica se inclina a pensar que nos hacemos en algún momento de la vida. No seguimos hablando porque generalmente suele extenderse con su terminologia que obviamente no comprendo.

Hombre, yo tambien creo que uno se hace definitivamente, en mi caso particular yo me entere de mi homosexualidad a los 15 cuando me entretenia viendo a los jugadores de futbol en vez de las porristas y bueno..... un rollo bastante largo.

Lo importate Sandum es mantenerse firme en sus convicciones, ser quien se es aqui y en cualquier parte sin importar que pudo influir, esta es la vida que nos corresponde y es nuestro deber hacerla mejor cada vez.

Saludos.

porfavortelopido | 25 de mayo de 2008, 20:08

Jajajaja. Weno es que es medio urgente saber el nombre del carajo con quien te citaste cuando fuiste a Ccs. O por lo menos respondas algo.

=P

Como lo conociste, de donde es??

Gracias =)

Anónimo | 25 de mayo de 2008, 21:08

Pana eres un vicio cada vez que te leo se me hace un nudo en la garganta por la forma en que me haces recordar esas etapas de mi vida, que aunque doloroso, indudablemente marcan lo que somos. Con respecto a si "el gay nace o se hace", pues ya ni se que pensar, sin embargo al final del dia solo queda buscar al tan ansiado "hombre gay"

saludos pana que estes muy bien.

Sandum | 25 de mayo de 2008, 21:19

Porfavortelopido Lamento tu urgencia, pero no revelare identidades aqui...

No se de donde es y no me acuerdo como lo conocí.

De nada.

Sandum | 25 de mayo de 2008, 21:23

Akira sólo puedo decirte que sigues subiendo escalones entre mis personas favoritas por ese último párrafo de tu coment... Gracias!
-0-
Anonimo, tienes toda la razón, yo al final tengo una conclusión... Nacemos con algo... Y experiencias como las detalladas en los dos ultimos post, nos dan el empujoncito final... Saludos y me alegra haberme convertido en un vicio para tí!

Buh | 25 de mayo de 2008, 22:27

Hmmm no creo que se haga... pero supongo que eso también influye.

Aquí no tengo mucho q comentar no me ha pasado y la verdad tampoco tengo nociones de psicología jajaja.

Besos

Derick Rush | 26 de mayo de 2008, 8:50

YO me pregunto lo mismo que tú. Estoy bastante perdido. Pregunté, me informé, pero no llegué a ninguna conclusión. No obstante, creo que nacemos así. Aunque por otro lado, si me pongo a pensar que hubiera pasado si hubiera nacido en el campo, rodeado de animales (tanto reales como figurados) hubiera sido gay igualmente? Yo creo que si, realmente. Me da la impresión de que es como una especie de "gen" que está dormido, y en algún momento de nuestra existencia, se enciende cual interruptor...
muak!!

dp*
mis aventuras y desventuras continúan en www.nevermindthebotox.blogspot.com

EL JOKER | 26 de mayo de 2008, 15:08

Para mi es una combinacion de ambas.... mas del ser que del hacerse.

El componente cultural es importante tambien...los factores como la crianza, la educacion, los valores morales, el entorno y demás influyen para formar a las personas...incluidos los gay.

An todo, dejando el tema de si se nace o se hizo, lo importante es saber convivir con ello de forma en que no nos haga daño y no le haga daño a los seres que queremos (ok, no daño intencionado).

Interesante planteamiento!

Luchi*cha | 26 de mayo de 2008, 18:37

Hahaha... Te juro que era como leer mi vida, aunque yo siempre estuve con las niñas populares y como sus novios eran también los "populares" pues, nada me trataban "normal".

El gay nace, lo que pasa es que unos se inventan métodos para dejar-de-ser-gay y otros simplemente enfrentan su realidad. Ahora bien, ¿Quién es más hombre: ese que anda burlándose de los queeritos, con su cuerpo formado, la mina relinda del brazo, pero cuando se conecta empieza a tener cybersex con un "panita gay" o peor... tiene un "resuelve gay"; o aquel que lucha batallas dentro y fuera del closet, pero siempre con la sinceridad de premisa?

Creo que me desvié un poco del tema, pero supongo que me dí a entender.

Luchi*cha

eduardo | 26 de mayo de 2008, 20:21

I was born gay... I have gay sex... And a boyfriend... That's because I like guys... Nadie me hizo. Se nace y asi naci :P You know Sandum what's my opinion :P

Thiago | 27 de mayo de 2008, 10:23

Bueno, cari, no tengo ni tiempo ni ganas de pensar si nacemos o nos hacemos... sin contar además, que no creo que nosotros seamos capaces de desentrañar algo de lo que se han ocupado tantos intelectuales (e incluso algunos que no lo son, jajaja).

Creo que todo influye, como en el resto, que nadie nace bueno ni mala, hetero o gay puro, y que todo nos va formando.

Lo que si te digo es que es un placer (activo o pasivo, eso aun no lo se bien) el leer tus largos post y que tu manera de hacer esta introspección con algo de ajuste de cuentas me encanta, cari.

Un bezo.

Akira | 27 de mayo de 2008, 19:23

Sandumcito lindo!!!!

No tomes en cuenta la clase de asesinatos bloggeriles...... es solo experiencia personal!!!

Y por lo de la "deslinquiada" claro que tienes privilegios, el hecho que no lo hicieras fue muy importante para mi, pues el proceso de desaparicion del blog es..... doloroso.

No mas pide que se te concede, al emperador aun le queda poder asi este en tierras nuevas.

pablitö | 27 de mayo de 2008, 22:18

la infancia de todos es tan parecida?... todo me recuerda mi propia experiencia... antes de entrar a bachillerato estudie todo el tiempo con la misma gente y tenia dos amiguitos que aunque no eramos inseparables, eran algo asi como mis mejores amigos... eramos los tres que nos llevabamos bien con las niñas y no haciamos deportes...

hace como un año los dos se hicieron novios :S (pero terminaron hace poco)... que loco y chiquito el mundo...

saludos...

NeoGabox | 27 de mayo de 2008, 23:31

Una vez en mi blog me pregunté si el poeta se hace o se nace?
La mayoría de las personas respondió que se nace poeta, aunque con el tiempo se van mejorando, y haciendo más vivas las aptitudes "poéticas" de la persona...
Creo que con esta analogía respondo la pregunta...
No ahondó más porque creo que para entender que es ser gay, hay que serlo...

"Saludos Monocromáticos"

Monchis | 28 de mayo de 2008, 8:35

Hola Sandum,

Tu relato en esta ocasión es a la vez gracioso y tierno.

Me siento identificado con muchos pasajes, tales como los tres amguitos..en mi caso yo los volví a encontrar muchos años después y los tres nos reíamos reconociéndonos como gays.

Lo de la "fase" homosexual también me suena.... en mi caso tampoco nunca pasé a la fase hetero, siempre me gustaron los hombres, mucho antes de que siquiera tuviera conciencia que ese gusto esa "malo".

Y lo de la pereza para hacer ejercicio y las excusas para hacer educación física si fué la tapa!!!... igualito a mi., je, je, je.

A mi no me interesa tanto saber si nací o me volví; yo pienso que uno nace con cierta "predisposición" y que los factores externos que influyen durante nuestro proceso de crecimiento conducen a que se desencadene el mencionado gusto por los varones.

De todas maneras saber de dónde salió la vaina no tiene tanta importancia como aprender a vivirlo con dignidad y plenitud.

Saludos,

Thiago | 28 de mayo de 2008, 9:54

Cari, este jurado, osea eu, te ha designado como "Blog Plateado de la Semana, XXIII" que lleva aparejado el uso y disfrute del Sello Plateado.

¿Por qué te lo he dado a ti? Allí expongo mis motivos, pero básicamente, pq me da la gana, jajaja

Bezos.

BIRA | 28 de mayo de 2008, 10:35

Hola Sandum. Llego aquí desde el blog de Thiago.

He leído ambos puntos de vista y no soy quién para sacar de dudas a nadie (con todas las que yo tengo, aunque sean de otra índole). Sí quiero decirte, sin embargo, que me ha encantado tu manera de escribir, de contar las cosas, que se hace tan sencilla de leer y tan amena.

Ha sido un placer encontrarte. Seguiré leyendo.

Un saludo.

Carlitos | 28 de mayo de 2008, 23:40

Yo tiendo a creer que nacemos homosexuales, sólo que hechos determinados activan antes o después ese autodescubrimiento. Conozco y sé de hombres que cuando niños y adolescentes tuvieron experiencias de reconocimiento sexual con otros hombres similares a las mías y hoy por hoy son heterosexuales sin lugar a dudas.
Yo, en lo particular, tengo registro mental de mi diferencia con los otros hombres de mi entorno desde muy pequeño.
Al final creo que nada de esto importa, sería mejor que se respetara nuestra identidad sin necesidad de querer entenderla como un fenómeno de degeneración.
Te sigo leyendo, Sandum, con mucho gusto.

Assail Linus | 29 de mayo de 2008, 2:11

Hola!
Excelente tu historia...
Al parecer hay un interés de comentar nuestras vidas al mundo, como una especie de desahogo, no?
Si ese no es el caso, no importa, igual me encantó u seguiré visitando este sitio.
Un saludo!

PD. Visita el mío también, que ya he agregado entradas nuevas!! =)

SiMon | 29 de mayo de 2008, 16:55

la mayoria de cosas descritas en tus dos post, hacen referencia a mi vida, y eran cosas que yo habia guardado en el pasado, wow!! tantos recuerdos, tantas cosas.

creo que ahora alguna de esas cosas estan superadas.

Sandum | 30 de mayo de 2008, 7:51

Hola Buh! De todos modos gracias por participar! Besos!
-0-
Gracias Derick! Como va ese animo? Yo soy de la misma opinión que tú, saludos!
-0-
Gracias Joker... Y creeme que yo trato de no hacer daño en la medida de lo posible, gran consejo... Saludos!
-0-
Luchi*cha claro que te diste a entender... Es mejor asumir su barranco como digo yo.. haha Saludos y gracias por pasar por aqui!
-0-
Eduardo tu coemntario inspiro esto, so...
-0-
Hola thiago... Yo se que hay muchos estudios ¿Por quien me tomas? Pero no creo que uno de esos ratones de lab me entienda a mi, mejor que yo mismo... Besos!
-0-
Akira... Pide que se te concede... Cuando vaya para Panamá y haga escala en Colombia, hare valer tus palabras... haha
-0-
No se si la de todos fue parecida.. Pero por los coment veo que la de muchas personas es parecida a la mía hahahaha Saludos pablito
-0-
Neogabox, como siempre muy asertivo... Saludos!
-0-
Monchis, me alegra tanto que te haya gustado el relato, y creo que logre el objetivo, pues la idea original era hacer dos relatos diferentes usando la misma base... La clase de deporte, fuck off! Saludos y besos!
-0-
Bira bienvenido... Gracias por todos tus coment... Para mi es un gusto que la gente encuentre interesante mi blog, y si es de otros lares, aún mejor... Muchos saludos!
-0-
Gracias Carlitos... Pues esa es la opinión general de todos, y en realidad era la posición por la que yo me inclino mas... Asi que este expediente esta completamente cerrado...
-0-
Assail... I will try, aunque yo siempre te visito (aunque no comente)
-0-
Hola Simon, espero que haya sido para bien que hayas recordado eso... Saludos!

Gabriel Isturiz! | 8 de junio de 2008, 14:31

bueno, yo creo que el gay nace, no se hace! que se debe a algo hormonal too, pero vamos, hay experiencias que podrian llevarte a desarrollar ciertas conductas. así que uno nace y se forma a través de diferentes experiencias.

y si mi escuela fue normal, todos creo que somos iguales, pero el liceo fue la época de afrontarme y decidir: ser frustrado por algo que quiere la sociedad o ser felíz por algo que tu quieres... y la desición está toamada ya :D

Bye_!

U.A.S | 24 de junio de 2008, 17:27

Sigo sin entender por qué a la mayoría de los gays no nos gustan los deportes, en especial el fútbol. Por eso detestaba yo cuando en McDonald's vendían juguetes para niños y para niñas: algunas colecciones eran "Hello kitty" para ellas y "HotWheels" para ellos. La verdad, yo interiormente una vez quise la colección de Barbies, porque los carros no me llamaban la atención (jugaba con ellos porque mi papá me los compraba y parecía gustarle que yo jugara con ellos... Tal vez lo hacía pensar "no es tan gay")....

También recuerdo que en primero me llevaba mucho mejor con las mujeres, y jugábamos de tomarnos de las manos y dar vueltas, mientras ellos jugaban bolas con cajas vacías de jugos.

Oh, por Dios... ¡¡VOS ERAS REGINA!! I could vomit, pero por dicha no eras la otra macha cuyo nombre no recuerdo...

Ayyyy, y el sufrimiento gay de Educación Física... Esa clase fue mi CRUZ (literalmente) en todo el colegio, la cosa más horrible que tuve que pasar, la vergüenza, la humillación... y solitooooooo...

Por cierto, el jueguito de la banda... Aquí le llamábamos "elástico", lo que es ser original. Y yo jugaba con ellas... So gay...

¿Alguien dijo activo, pasivo y versátil? Jajajaja, mi inocente cerebro no lo vio así, simplemente seguía en mi cabeza la imagen de Regina... Tu cerebro es un tanque séptico, ¿verdad?

Cuando relatás tooodo el episodio de Educación Física... pues bueno, primero NUNCA tuve compañeros o amigos sexies, y además, nunca fui parte de esos de "compararse". De hecho, que yo recuerde, nadie se quitaba toda la ropa nunca... Teníamos pudor... Ya vi que los venezolanos son unos cochinos (ehhhhhhhhhh)

Me encantó el final, muy al estilo de "Lo que callamos las mujeres"...

Saluddos ;)

Anónimo | 13 de mayo de 2013, 23:09

Awesome post.

Also visit my web blog - appliance repair Lutz same day service

Anónimo | 14 de mayo de 2013, 18:30

Hi it's me, I am also visiting this website daily, this site is really good and the users are really sharing fastidious thoughts.

Feel free to surf to my blog: top rated appliance repair Dunedin FL

Anónimo | 14 de mayo de 2013, 23:33

Good day! Do you know if they make any plugins to help with Search Engine Optimization?
I'm trying to get my blog to rank for some targeted keywords but I'm not
seeing very good success. If you know of any please share.

Appreciate it!

My blog post free estimate for appliance repair Clearwater FL